Despedida a una abuela – Poema

Este es mi humilde homenaje a la abuela paterna de mis nietas, quien hoy, 14 de junio, dejó este plano.


 

La abuela se va,
deja el camino sin sus pasos,
pero colmado de sus huellas.

La abuela los deja,
avanzó en su derrota.
Ya no quiere más,
desiste sin más quejas.
Ella conoce lo ganado,
también sabe lo que entrega.

Su suave voz los acompañará por mucho tiempo,
sus gratas consejas seguirán ahí.

Sonrisas tenues marcarán sus rostros al recordarla.

Su peculiaridad,

su manera de ver el mundo,

su inocencia añeja.

Esa ingenuidad que resguardó de la niñez para entregársela a ustedes.

 

La abuela se marcha.

Habrá que recordarla tal como era.

Solo asiste a un encuentro programado;

fiel a su promesa de recoger sus anhelos.

Y regalarlos como si no fuesen de ella.

 

Ya no está la abuela

pero es como si estuviera.

 


Contenido original

Imagen principal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *