Era ella – Poema

Nada más infructuoso que intentar cambiar a alguien.


Era ella

 

El la invitó a salir.

Ella acudió sin prisa.

Él anhelaba afanes

que ella desconocía.

 

“Es que eres muy rígida”.

Ella que era puro corazón,

hecho de  concreto armado,

su acotación no entendía.

 

Su padre fue duro acero.

Su madre, solo algodón.

Con espigas y diamantes

se construyó su coraza.

 

Pudo parecer muy fría,

dura, rígida y extraña.

Era ella si más mañas

Era ella, solo ella.

Contenido original

Imagen principal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *