Esta es mi participación en el reto diario de escritura en cinco minutos que promueve @latino.romano.  El tema para hoy es: Escape de gas…

La mayoría de las veces vamos por las calles absortos en nuestros propios asuntos. Ese día no iba a ser diferente. Iba cavilando cuando de pronto un estruendo casi me paraliza; me sostuve al agarrarme del tronco de un árbol. Nadie sabía qué había pasado realmente. Las personas, como siempre, comenzaron a hacer sus propias conjeturas: si sería un escape de gas, una explosión por acumulación de fuegos artificiales, que había sido una granada, dijo otro, lo extraño es que mientras unos huían despavoridos, como fue mi caso, otros corrían en sentido contrario para ver de cerca y enterarse de lo que había pasado.

 

Las casas cercanas vibraron, y a algunas se les cuartearon los vidrios de las ventanas. La prensa no reseñó nada, esos hechos cotidianos no les dan mayor importancia, prefieren difundir noticias que tengan algún efecto en la gente, para que compren y gasten lo poco que tienen, a esto no se le dio cobertura. La vida continuó como si nada.

 

Mucho tiempo después, hubo una charla en la comunidad, con personas de Defensa Civil y un bombero explicó cómo las casas eran propensas a los accidentes y comentó el caso de una explosión ocurrida, por el descuido de dejar una bombona de gas medio abierta durante toda la noche; en la mañana, una joven, que sufría de sinusitis, fue a la cocina a hacerse un té.

 

Contenido original
Imagen  principal propuesta por el reto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *