Escribir durante cinco minutos tomando en cuenta la palabra dada en esta publicación, es la propuesta que hace @latino.romano.

La palabra para hoy es SOFOCAR, aquí la historia:


 

Nunca nos imaginamos como el hablar sin pausa puede agobiar tanto.  Eso fue lo que le ocurrió a Freddy cuando su jefe lo  invitó  a una reunión de amigos y uno de ellos llevó a su hermana Mary.  Desde que él llegó,  ella se sentó a su lado y comenzó a hacerle preguntas de todo tipo:  cuestiones de trabajo, salud y vida personal.  A cada intento de respuestas, ella continuaba con una cantaleta, anticipando lo que él posiblemente le diría. Viraba los ojos y hablaba sin cesar, de un tema y de otro y se sentía que era el alma de la fiesta.

 

Freddy se dijo, “esta mujer no me va a sofocar a mí, mejor es que me despida, y me vaya  otro lugar”, con tan mala suerte, que la mujer se dio cuenta de sus intenciones y con un juego de palabras, en voz alta, insinuó que él tenía ganas de irse, por lo que su jefe y las otras personas que jugaban pool, comenzaron a persuadirlo de que no podía irse porque ahora era cuando comenzaba la noche.

 

Contrariado se sentó nuevamente, lamentando no haber tenido nunca interés en aprender a jugar.  Hoy veinte años después cuando celebran su aniversario de bodas, Freddy se pregunta qué habría pasado si se hubiese impuesto y se hubiera ido del lugar.

 

fuente

Contenido original

Imagen pricipal la propuesta por el reto.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *